El infante mexicano Rodrigo Pacheco cayó en la semifinal del Orange Bowl para menores de 14 años en manos de Rashed Naif (3) de Qatar por 7-5, 7-5.

El duelo se disputó el sábado 21 de diciembre en lo que fue una doble jornada causada por la lluvia que prevaleció en Florida.

Pacheco estuvo luchando de principio a fin de acuerdo al marcador, pero a partir del décimo game de ambos sets el árabe supo jugar mejor los puntos clave y logró sostener el saque para que a través de una fórmula que consiste en sostener y romper o viceversa cerró favorablemente para su causa y ahora va por el cetro.

En lo que toca a Pacheco se tiene que reconocer su esfuerzo en cada batalla, dejando en claro que desde la primera ronda hasta los cuartos de final no perdió un set y ganó con autoridad.

Ahora su desarrollo y su futuro dependerá mucho del apoyo financiero que pueda recibir y de la buena conducción que realice su entrenador Alan Lemaitre, pues a partir de 2020 jugará en 16 y menores y si todo va bien en el segundo, es decir, en el 2021 ya deberá estar en un buen ranking en la división de 18 años.

Para fortuna de Pacheco, quien en el 2029 fue el mejor mexicano de 14 años en muchos años, en México se protagonizarán más de 20 torneos puntuables de la ITF y por lo menos 30 torneos de 15 mil dólares en Cancun Tennis Academy más los que se realicen en diferentes entidades.

Print Friendly, PDF & Email