LA CORONACIÓN DE DI MAURO EN EL SAN LUIS OPEN