El sábado por la tarde tuvo que suspenderse el segundo juego de la Serie entre Charros de Jalisco y Venados de Mazatlán.
Apenas cuando iba a dar inicio el juego al punto de las 17:15 horas, un fuerte aguacero cayó en el área metropolitana
de Guadalajara por lo que tanto jugadores como aficionados corrieron a resguardarse.
A las 18:00 horas dejó de llover y salieron los ampáyers a revisar el campo y ver si estaba en condiciones, mientras los
aficionados gritaban: ¡Juego, Juego!.
Pero como el reglamento dice que cuando eso sucede, se tienen que esperar 3 medias horas para decidir si se juega o no,
pero cuando paró la lluvia se fue la luz por un desperfecto, por lo que este domingo habrá doble cartelera y se jugarán los 2
últimos juegos de la serie, que será solamente a 7 entradas cada una.
Al punto de las 15:15 iniciará el primero y media hora después de que se termine dará inicio la última.
Print Friendly, PDF & Email