Rubén Zárate Pinedo fue un presidente prudente que supo manejar las relaciones de la entonces Asociación de Tenis del Distrito Federal (ATDF) con la FMT.

Los programas tuvieron su toque. Y en ese tiempo los clubes estaban muy apegados a la asociación, lo cual es positivo.

Las circunstancias han cambiado el panorama, pero se espera que la asociación capitalina logre superar sus problemas.

Adolfo Martínez Barragán fue testigo de lo aquí expuesto o que aclare lo contrario porque es amigo de RESPUESTA DEPORTIVA de varios lustros.

Print Friendly, PDF & Email