Odisea en la Carrera rural extrema de Zapopan.

Con las condiciones propias de la naturaleza, la mañana del domingo se llevó a cabo una de las Carreras más extremas en Las Mesitas, municipio de Santa Lucía en Zapopan Jalisco con la participación de más de 1,200 atletas, y tuve la fortuna de constatarlo porque participé en la misma.

Con un marco idóneo para practicar el deporte del atletismo, con cielo nublado y cierta humedad, al punto de las 8:00 hrs, se dio el disparo de salida por parte de Norberto Valdivia, Director del Consejo Municipal del Deporte de Zapopan, y tomamos la salida entre piedras y lodo porque durante la madrugada cayó una fuerte tormenta en la ciudad de Guadalajara, Jalisco, lo que provocó que todo el trayecto estuviera mojado, pero eso no impidió que completáramos la ruta, que en un principio se había anunciado que serían 10.5 K, pero debido a la complejidad del terreno por las circunstancias climáticas, se tuvo que modificar la ruta y por lo tanto la distancia.

El primer kilómetro inició plano y con una leve pendiente, pero al empezar a dar la vuelta al cerro, tuvimos que escalar prácticamente durante un kilómetro para después tomar una bajada que nos conectó hacia el inicio de otro cerro que también se tornó bastante difícil por la subida que fue de alrededor de 4 kilómetros hasta llegar a la cima para regresar por el mismo camino, y obviamente tuvimos que bajar hasta llegar nuevamente al primer cerro que tuvimos que volver a subir para cerrar en el último kilómetro de bajada.

En este tipo de competencias se pone a prueba no solamente la fortaleza física sino la mental porque al ver a los punteros hasta la parte alta del cerro, uno sabe que tiene que subir hasta allá, y las bajadas son tan peligrosas que si no se tiene la suficiente fuerza en las piernas se puede resbalar como les sucedió a algunas personas debido a las piedras sueltas y mojadas.

A pesar de todo, cuando llegamos todos a la meta fue una gran satisfacción por haber cumplido con el reto que ofreció un paisaje de la naturaleza en el campo como lodo, empedrado, arena, arroyuelos en la ruta, y hasta algunas vacas que parecían estar apoyando detrás del alambrado atentas al paso de los corredores.

Este tipo de experiencias hacen que valga la pena el sacrificio de levantarse temprano a sabiendas que puede seguir lloviendo, pero eso nunca ha impedido que se realicen este tipo de competencias.

“Esta es la segunda de las carreras que tenemos previsto en el serial de las carreras rurales extremas en Zapopan en este año”, señaló Norberto Valdivia Gutiérrez, director general del Consejo Municipal del Deporte (Comude) de Zapopan.

Al primer lugar varonil, José Antonio Mendoza, le bastaron 50 minutos con 10 segundos para cruzar la meta, mientras que en las damas el primer sitio fue para Elena García Colín quien lo hizo con un tiempo de  una hora 04 minutos y 15 segundos.

La ruta en lo general fue calificada como difícil, coincidieron en señalar varios de los corredores participantes. “Tuvimos que enfrentar nuestro propio reto, es decir, había que correr sin lastimarte y llegar a la meta”, precisaron.

Todos los corredores que llegaron a la meta se hicieron acreedores de una medalla conmemorativa, en tanto que los tres primeros lugares de cada rama, además de la medalla obtuvieron una placa alusiva al evento.

NOTAS RELACIONADAS

Archivos
NORBERTO MANTIÑAN HABLÓ DE GIULIANA OLMOS

BABOLAT

TIPS DE FERNANDO DALLA FONTANA

RESPUESTA DEPORTIVA

RAÚL RAMÍREZ VIDEOS CON HISTORIA

TIPS DE ADULTOS Y MAS

RESPUESTA DEPORTIVA

RESPUESTA DEPORTIVA