LA COSECHA EN EL TENIS MEXICANO ES ABUNDANTE SOLO HAY QUE APROVECHARLA

ALEJANDRO ALVAREZ ZENITH

El tenis mexicano vivió sus mejores momentos en la década de los sesenta a través de Yola Ramírez, Rafael Osuna y Antonio Palafox, tenistas formados en la Ciudad de México.
La segunda ola se dio con la aparición de Raúl Ramírez formado en el Sur de California en los setenta, pues el impacto que género, aunado de la popularidad del tenis en Estados Unidos, fortaleció el surgimiento de cadenas de clubes y clubes independientes en todo el país.
El éxito de Ramírez motivó para que apareciera una generación de jugadores de nivel inferior, pero que dio lata, dado que Ramírez fue cuatro del mundo en singles y uno en dobles, mientras que sus herederos tuvieron con ranking máximo el casillero 35 del ATP a través de Francisco Maciel.
Luis Herrera fue 49 y Leo Lavalle y Jorge Lozano 51 en singles. Cabe decir que Lozano fue cuarta raqueta en dobles en 1988. Angélica Gavaldón nacida en California decidió jugar por México con ranking 34, luego de haber llegado a cuartos de final del open de Australia en 1990.
La escases de singlistas exitosos ha mermado la imagen del tenis mexicano en los grandes torneos. De tal forma que se trabajó para que la FMT contara con un Centro Nacional que se le fue de las manos a la FMT.
También se logró un circuito a nivel del mar que tuvo su potencialización en el 2019 y que hoy en día es la base y la fuerza de la FMT.
El resultado aún no se ve, pero ya hay más jugadores con ranking ITF en México. La mayoría busca el adiestramiento de academias que se manejan con el alto rendimiento para buscar el enrolamiento a la NCAA y universidades nacionales porque no se la juegan en el campo del profesionalismo.
Pero hay un sector de jugadores que no necesariamente funcionan en el mundo académico, sino que sus cualidades están más enfocadas al deporte. Esos tenistas se mueven en los torneos que oferta el calendario mexicano.
Entonces el reto será elevar el nivel de los supervivientes para mejorar las condiciones de la competencia interna y a la vez aprovechar la capacidad de respuesta de los tenistas que andan sueltos para que interactúen con los juveniles en duelos por equipos y así contar con una base más incluyente operada por el sistema.

 

NOTAS RELACIONADAS

Archivos
NORBERTO MANTIÑAN HABLÓ DE GIULIANA OLMOS

BABOLAT

TIPS DE FERNANDO DALLA FONTANA

RESPUESTA DEPORTIVA

RAÚL RAMÍREZ VIDEOS CON HISTORIA

TIPS DE ADULTOS Y MAS

RESPUESTA DEPORTIVA

RESPUESTA DEPORTIVA