22 de febrero 2016, Acapulco, Guerrero.- El nivel de juego de Kei Nishikori este año es mejor que en 2015; al menos así lo consideró el propio japonés, quien comenzó con un gran dominio su participación en el Abierto Mexicano de Tenis. El segundo sembrado derrotó al holandés Thiemode Bakker por parciales de 6-0 y 6-3 en menos de una hora.

Kei, finalista el año pasado, se dijo feliz por el resultado, “empecé muy bien, aunque él falló mucho también en los primeros dos juegos, pero creo que hice un buen tenis. El segundo set fue más parejo, pero en general hice un buen partido”, dijo.

Este año, siente que llega con un mejor tenis, por lo que su meta esta semana es llegar hasta la instancia final del certamen, aunque a la vez aclara que le gusta ir partido a partido y no ver más allá. “Tuve un buen inicio de año. Gané Memphis por cuarta vez consecutiva, es algo que no había logrado, eso me da más confianza, ahora soy un poco más paciente, más consistente y más agresivo, creo que soy mejor que hace un año”, reconoció Kei.

Nishikori, uno de los jugadores con más seguidores en este torneo, dejó sin oportunidad alguna en el primer set al holandés, proveniente de la calificación. De Bakker no halló la fórmula para devolver de manera consistente al asiático, quien hizo evidente la diferencia entre ambos en cuanto a la clasificación mundial. El japonés es sexto del mundo; De Bakker está en el sitio 105. Fue el primer enfrentamiento entre ambos.

Kei dijo que una de las cosas que deberá mejorar en su siguiente partido, que será contra el vencedor del duelo entre el estadounidense Sam Querrey y el israelí Dudi Sela, es su primer servicio, ya que este lunes alcanzó un 50 por ciento de efectividad. Por ahora Nishikori dio el primer paso para buscar la revancha enAcapulco.

Print Friendly, PDF & Email