Para Valentina Loretz y Abdala Quintero el ser campeones en 16 años marca mucha esperanza para encontrar los caminos correctos en la competición y en el mundo de la escolaridad porque se presentan muchas oportunidades que se deben de aprovechar. Su desempeño en la Copa Junior se definió con una palabra: Campeones.

Print Friendly, PDF & Email